Cerrar navegación

La cesta está vacía

Cerrar navegación

Ferrari trabaja en un motor innovador para 2022 - Ferrari Club Espa√Īa

Pirelli

Club de propietarios Ferrari de Espa√Īa

Ferrari trabaja en un motor innovador para 2022

Ferrari trabaja en un motor innovador para 2022

Que le permitirá lograr una mayor potencia y mejorar la aerodinámica


Fede García - Fuente: Motorsport.it
© 2021 Ferrari Club España


A pesar de que la congelación de los motores por parte de la Fórmula 1 está a la vuelta de la esquina, Ferrari ha decidido apostar muy fuerte de cara a la temporada 2022, en la que entra en vigor un nuevo reglamento técnico.

A petición de Red Bull, que a finales de año pierde a Honda como suministrador de motores, la FIA y la Fórmula 1 ultiman ya la votación que presumiblemente dará como resultado la congelación de los motores a partir de 2022 y que estará en vigor hasta 2025, momento en el que se aplicará un nuevo reglamento técnico de motores.

Esto coincidirá con la entrada en vigor del reglamento técnico que regula el diseño del monoplaza y su aerodinámica, lo que en la práctica supondrá una ruptura total con el concepto actual de los monoplazas. Y es ese momento cuando los rivales de Mercedes pretenden sentar las bases del fin del periodo victorioso de la formación alemana.

Ferrari es, sin duda, el equipo que más presión está soportando los últimos años para intentar acabar con el reinado de Mercedes. Un reinado que en 2019 les llevó a tomar excesivos riesgos con el motor, con una interpretación al límite del reglamento, que les llevó a pagar las consecuencias en 2020, cuando el acuerdo entre la Scuderia y la FIA provocaron que el propulsor italiano pasara a ser el peor de la parrilla.

De cara a 2021, Ferrari ya valoró romper por completo con la arquitectura actual de su motor para seguir el camino de Mercedes, es decir, separar el turbo del compresor, para conseguir una disminución de calor y con ello un aumento de potencia. Finalmente, Mattia Binotto decidió mantener la arquitectura convencional y centrarse en recuperar la potencia perdida.

En cambio para 2022, Ferrari dispondrá de un monoplaza con efecto suelo que adoptará una unidad de potencia con el concepto que Mercedes utiliza desde 2014, con el inicio de la era híbrida. Esta es una operación muy valiente porque no estará exenta de riesgos, pero en Maranello dispondrán de todo un año para ponerlo a punto.

Wolf Zimmermann, antiguo enlace de Ferrari con la empresa austriaca AvL y actual miembro del área de motores liderada por Enrico Gualtieri, lleva tiempo trabajando en el desarrollo de una unidad de potencia en la que el compresor y el turbo estarán separados, con el primero en la parte delantera del motor de combustión de seis cilindros, y el segundo situándolo en la parte trasera, como hasta ahora. Naturalmente, de acuerdo a la normativa, los dos elementos estarán conectados por un eje, siguiendo un enfoque técnico que fue desarrollado por la marca de la estrella, pero luego también seguido por Honda.

Ferrari, sin embargo, no se limitará a copiar esta arquitectura, y ya está trabajando en una solución sin precedentes, que trata de llevar el compresor dentro de la caja de admisión de 6 cilindros, y con una nueva disposición del intercooler. Los ingenieros del Cavallino, por tanto, estarían experimentando con un concepto realmente inusual que también podría llevar a la renuncia al sistema de trompetas de geometría variable, gracias al cual es posible encontrar la entrega de potencia adecuada a los diferentes regímenes del motor.

El objetivo es tener un motor tan potente como los demás, pero con una unidad de potencia que favorezca drásticamente la aerodinámica, limitando la resistencia que era uno de los defectos graves del SF1000. En definitiva, Ferrari se lanzaría a una especie de miniaturización de la parte superior del motor que supondría también un importante ahorro de peso, algo nunca visto en Fórmula 1, al tratarse de una solución completamente nueva que llevará tiempo desarrollar y ajustar.

En el grupo de trabajo que dirige Enrico Gualtieri hay quienes hubieran preferido diseñar una unidad de potencia más tradicional, tomando como base el motor que se montará en el SF21, pero las limitaciones dictadas por el poco tiempo disponible y, sobre todo, debido a la introducción del límite presupuestario y las limitaciones de las pruebas de referencia, era necesario tomar la decisión de seguir una sola dirección de desarrollo.

En Maranello han decidido arriesgarse, pero si Ferrari tiene la ambición de volver a lo más alto para desafiar a Mercedes en igualdad de condiciones, debe volver a ser protagonista en innovación y apostar por soluciones técnicas que podrían crear toda una tendencia dentro de la categoría. Se ha dicho que en los últimos años en la Gestione Sportiva se han tomado decisiones demasiado conservadoras, por lo que ahora apostarán por un concepto concebido en colaboración con AvL, la empresa austriaca de Graz que durante años ha estado asociada con el Cavallino Rampante.

Si Ferrari falla, podría tener problemas serios durante las siguientes tres temporadas, hasta que llegue el nuevo reglamento. Quizá por eso la Scuderia ha insistido en apoyar la congelación de los motores a partir de 2022, pero sólo si se implementa un sistema de regulación que asegure que todos los motoristas ofrecen un rendimiento similar no superior al 2% con respecto al propulsor menos competitivo.

Información básicas sobre cookies Utilizamos cookies y tecnologías similares propias y de terceros, de sesión o persistentes, para hacer funcionar de manera segura nuestra página web y personalizar su contenido. Igualmente, utilizamos cookies para medir y obtener datos de la navegación que realizas o para ajustar la publicidad a tus gustos y preferencias. Puedes configurar y aceptar el uso de cookies a continuación. Asimismo, puedes modificar tus opciones de consentimiento en cualquier momento visitando nuestra Política de Cookies y obtener más información haciendo clic en el siguiente enlace Política de Cookies.

Aceptar Configuración de cookies