Cerrar navegación

La cesta está vacía

Cerrar navegación

GP de Italia de F1 - Previo - Ferrari Club España

Pirelli

Club de propietarios Ferrari de España

GP de Italia de F1 - Previo

GP de Italia de Fórmula 1 - Previo

Aunque será difícil, Ferrari quiere hacerlo bien delante de sus tifosi…


Fede García - Oficina de Prensa (FCE) - © 2021 Ferrari Club España


Casi sin tiempo para reaccionar, la Fórmula 1 se encamina hacia el tercer Gran Premio consecutivo de la Temporada, en el siempre mágico Circuito de Monza (el Templo de la velocidad), que este año nos brindará además un capítulo más de la apasionante disputa por el título mundial entre Max Verstappen y Lewis Hamilton.

El piloto de Red Bull ha podido compensar la pérdida de puntos que le infringió Mercedes en los accidentes de Silverstone y Hungría, con dos victorias consecutivas y ahora el duelo se traslada al circuito milanés, donde se pondrá a prueba nuevamente el formato experimental de clasificación al sprint.

Para el equipo Ferrari, actualmente tercer clasificado del Mundial de Constructores, el Gran Premio de Italia supondrá una dura prueba a la que deberá enfrentarse frente a sus rivales, por la falta de velocidad punta del SF21, aunque desde el equipo se trabajará en los reglajes y la estrategia para intentar compensar en lo posible este déficit, tal y como ya hizo en Silverstone, donde Charles Leclerc estuvo dominando la carrera durante buena parte de la misma, y defendiéndose de los múltiples ataques de Lewis Hamilton, para lograr al final una excelente segunda posición, que combinada con la 6ª de Carlos Sainz, permitieron a la Scuderia salir bastante airosa de un trazado en el que en un principio le era todo muy poco favorable.

El pasado Gran Premio de los Países Bajos en Zandvoort, nos mostró de nuevo lo que puede ser una afición enfervorecida apoyando a los pilotos desde las gradas, tal y como lo hacía la torcida brasileira en Interlagos con Ayrton Senna, el jolgorio de la marea azul en la primera etapa de Fernando Alonso con Renault o el apoyo que recibía Michael Schumacher en Monza por parte de los tifosi. Toda una demostración de fuerza de un deporte como el automovilismo y un recordatorio a los dirigentes que cada vez tienden más a llevarse los principales campeonatos lejos de Europa tratando de encontrar nuevos aficionados… cuando en realidad estos aficionados aún existen, y no solo los vimos en Zandvoort, sino que este próximo fin de semana volveremos a verlos en Monza, apoyando a la Scuderia Ferrari.

El que será el 14º Gran Premio de la temporada y 71º de la historia del circuito de Monza en la Fórmula 1, supondrá la continuación de la fase final de la temporada de carreras en Europa y traerá de nuevo el formato experimental de Grandes Premios que ya se probó en Silverstone. De este modo, la actividad en pista comenzará este viernes a las 14:30 CET, con la primera sesión de entrenamientos libres, mientras que la sesión clasificación que conformará la parrilla de salida para la clasificación sprint, comenzará a las 18:00 CET. Ya el sábado a las 12:00 CET se disputará la segunda sesión de entrenamientos libres, y la carrera de clasificación al sprint se iniciará a las 16:30 CET, mientras que la carrera del domingo dará comienzo en su horario habitual de las 15:00 CET.


El Circuito:

El trazado de Monza es un circuito clave en la historia de la Fórmula 1. Ejemplo fantástico de circuito de alta velocidad, los viejos árboles del histórico Parque Real de Monza, de las afueras de Milán, han sido testigos de algunas de las mejores carreras de todos los tiempos, pero también de algunos de los peores accidentes de este deporte. La lista de inolvidables victorias y terribles accidentes es muy larga, y se combinan para hacer del Autodromo Nazionale di Monza uno de los lugares más míticos del calendario de la Fórmula 1.

La pista original fue construida en 1922, con financiación del Milan Automobile Club, que creó la Società Incremento Automobilismo e Sport (SISA) para poder desarrollar el autódromo. Inicialmente, se utilizó un terreno de 3,4 km² con una pista de 10 km de extensión, que consistía en un trazado mixto de 5,5 km y un óvalo de 4,5 km. La pista fue inaugurada oficialmente el 3 de septiembre de 1922, y 7 días después fue sede del segundo Gran Premio de Italia.

El trazado ha ido sufriendo numerosas modificaciones a lo largo de los años, casi siempre en respuesta a trágicos accidentes, hasta que la Segunda Guerra Mundial provocó que se suspendieran los Grandes Premios hasta el año 48. Sin embargo no sería hasta cinco años después de la creación de la Fórmula 1 moderna, en 1955, cuando tras una reconstrucción que incluía la parte oval, comenzó a acoger el Campeonato del Mundo de Fórmula 1. En 1962, la Fórmula 1 dejó de utilizar la sección oval y pasó a disputar el Gran Premio de Italia en el circuito mixto. Desde entonces, las modificaciones volvieron a ser numerosas, siempre para mejorar la seguridad y reducir en lo posible la velocidad.

En 1972 se añadieron dos chicanes, que resultaron ser ineficaces en la reducción de la velocidad, hasta el punto que una de ellas fue rediseñada en 1974, la otra en 1976, y la de Lesmo se agregó en ese mismo año, llevando la extensión del trazado a 5,8 km. Las nuevas tecnologías permitieron alcanzar nuevamente altas velocidades, por lo cual la pista debió ser modificada sustancialmente en 1979, con la incorporación de pianos en las curvas, zonas de escapada y barreras de neumáticos. La infraestructura fue mejorada en general, y se realizaron trabajos adicionales sobre la seguridad del circuito. Durante los años 80, se rediseñaron los boxes, las tribunas y el paddock.

En los 90, las tres curvas principales fueron "apretadas" para reducir la velocidad, lo cual llevó la extensión del trazado a 5,77 km. En 1997, las tribunas se modificaron para llevar su capacidad hasta los 51.000 espectadores. Y en el 2000, las dos primeras chicanes de final de recta fueron reemplazadas por una sola de derecha a izquierda, conocida como la Variante del Rettifilo y la Curva Grande fue renovada y rebautizada como Curva del Biassono.

El Autodromo Nazionale di Monza tiene 5,793km, al que los pilotos deberán dar 53 vueltas para completar el GP de Italia, lo que equivaldrá a una distancia total de 306,720km. Tiene 11 curvas, 6 de ellas a derechas y 5 a izquierdas. Adelantar en Monza es relativamente sencillo si se dispone de una buena velocidad punta, gracias a las largas rectas del trazado y a las frenadas de las chicanes, situadas estratégicamente, pero la FIA mantiene dos zonas de DRS (marcadas en amarillo en el mapa), para ayudar a que aún haya más. La primera de ellas está situada en la recta de meta, que incluye la gran frenada de la Variante del Rettifilo, y la segunda se encuentra entre las curvas 7 (Lesmo) y la 8 (Variante Ascari), situada en la sémi-recta conocida con el nombre de Curva del Serraglio.

 

En su configuración actual Monza sigue siendo un circuito rapidísimo, por no decir el más rápido del Mundial, y un desafío singular para pilotos y equipos. La velocidad media en una vuelta supera los 250 km/h, y en cuatro puntos diferentes se superan los 340km/h. Precisamente por la longitud de sus rectas, los monoplazas ruedan en el Autódromo con una configuración aerodinámica específica para este circuito, con tan poca carga aerodinámica como sea posible sin comprometer la estabilidad en las frenadas. El agarre se sacrifica para lograr una mayor velocidad en recta, y con tan poca carga, incluso los pilotos notan que el monoplaza acelera más que de costumbre.

Las largas rectas hacen que los motores estén sometidos a grandes esfuerzos debido a que más del 70% de la vuelta se recorre con el acelerador a fondo, y los frenos también tienen un enorme trabajo para detener el coche en las fortísimas frenadas. Otro punto importante son las suspensiones, ya que pasar por encima de los pianos en las chicanes y acelerar lo antes posible es importante a la hora de marcar un buen crono.


Los Neumáticos:

Por lo que respecta a los neumáticos, Pirelli repetirá la selección de neumáticos que llevaron en 2019 y 2020, el C2 como el duro, el C3 el medio y C4 como el blando. Esta selección de compuestos permitirá a los equipos plantear la mejor estrategia para ganar la carrera, aunque si miramos atrás, la estrategia a una sola parada tiene muchos números de ser la más utilizada, pero la variedad entre los compuestos a utilizar serán la clave en el resultado final.

Monza será la segunda cita de este año que acogerá el nuevo formato de clasificación sprint, que debutó en el GP de Gran Bretaña en julio. Por este motivo, la elección normal de neumáticos que hace Pirelli será distinta, y en lugar de los 13 juegos habituales, este fin de semana habrá 12. Específicamente, habrá dos juegos de duro, cuatro juegos de medios y seis juegos de blandos. Además, cada equipo tendrá hasta seis juegos de intermedios y tres juegos de lluvia extrema, por si las condiciones meteorológicas los requieren.

Hay que recordar, que solo se podrán usar (por reglamento,)neumáticos de compuesto blando durante la calificación del viernes, mientras que en la clasificación sprint, cada piloto podrá elegir libremente entre los compuestos sin tener que hacer paradas en boxes. Al final, tendrán que devolver el juego de neumáticos con el que más vueltas hayan completado. Las regulaciones de neumáticos para el Gran Premio del domingo se mantienen sin cambios, excepto por la libre elección del compuesto para iniciar la carrera.

El Circuito de Monza es conocido por sus largas rectas, precedidas de frenadas bruscas, pero también tiene algunos sectores más lentos y técnicos. Las rectas largas tienen el efecto de enfriar los neumáticos, lo que puede afectar a la precisión para tomar las curvas. Pero esto, por supuesto, también depende del clima, que puede ser variable en esta época del año.

En Monza, los equipos utilizan una configuración de baja carga, para minimizar el agarre y así maximizar la velocidad punta, por lo que los ingenieros pondrán más énfasis en el agarre mecánico que en el aerodinámico, a la hora de poner a punto los monoplazas. Las largas rectas también hacen que sea ventajoso intentar aprovechar el deslizamiento del coche de delante, que varios pilotos intentaron hacer en la clasificación el año pasado.

Mario Isola, máximo responsable de Pirelli en la Fórmula 1, opina: Hemos visto en el pasado que en Monza son posibles diferentes estrategias, y dado que la clasificación de sprint será otra variable importante del fin de semana, los equipos tendrán que modificar por completo sus estrategias de cara al fin de semana. Este es un circuito con muy poca carga en la parte trasera que se centra en la tracción, por lo que el principal desafío es evitar que los neumáticos traseros patinen y se sobrecalienten demasiado, ya que con una configuración de baja carga aerodinámica los coches están menos "pegados" al asfalto. La climatología también influirá, ya que este aspecto se verá amplificado por las altas temperaturas.


Ferrari:

Para Ferrari llega una de las citas más importantes de la temporada, la carrera de casa en el circuito de Monza y delante de sus tifosi, que con su apoyo harán que los monoplazas del Cavallino parezcan más rápidos. El Gran Premio de Italia, sin embargo, no será un camino de rosas para los de Maranello, sino otra prueba que podría presentar importantes problemas de rendimiento. Sin embargo, Mattia Binotto es positivo y espera con confianza el fin de semana de la carrera de Brianza.

"Estamos muy contentos de ir a Monza. No será necesariamente una carrera fácil para nosotros, en la que sin duda pagaremos las deficiencias del motor en las rectas en comparación con nuestros rivales, pero podremos prepararnos bien desde el punto de vista aerodinámico. Seguro que lo haremos mejor que el año pasado, pero Monza es un circuito en el que hay que saber atacar bien los bordillos. Hay puntos de frenado importantes. Ferrari va a Monza con la intención de hacerlo bien.

Información básicas sobre cookies Utilizamos cookies y tecnologías similares propias y de terceros, de sesión o persistentes, para hacer funcionar de manera segura nuestra página web y personalizar su contenido. Igualmente, utilizamos cookies para medir y obtener datos de la navegación que realizas o para ajustar la publicidad a tus gustos y preferencias. Puedes configurar y aceptar el uso de cookies a continuación. Asimismo, puedes modificar tus opciones de consentimiento en cualquier momento visitando nuestra Política de Cookies y obtener más información haciendo clic en el siguiente enlace Política de Cookies.

Aceptar Configuración de cookies